MATERIALES PARA LA REFLEXIÓN EN UNA ÉPOCA DE ASCENSO DE LA ESTULTICIA

A modo de collage propongo un ensamblaje de reflexiones que atraviesan el tiempo, que siguen siendo el tema de nuestros tiempos, que pueden ayudarnos a seguir reflexionando, a seguir manteniendo la voluntad de querer, porque en la voluntad de querer está la base de la libertad y de la creación. A pesar de los esfuerzos de los predicadores de la muerte para convencernos de lo contrario, somos posibilidad (es). Se trata, en este collage, de reflexiones que se plantean sin secuencialidad histórica. Nos interesa la figura global, abierta, inclausurable, las relaciones entre pensamientos que, dependiendo del punto en el que entremos, sus retroacciones harán emerger nuevas figuras todas ellas con un tema en común, la batalla contra la estulticia y la banalidad en una época en la que solo es importante lo más insignificante (ya decía Castoriadis) o, dicho de otro modo, lo que más nos enajena de nuestra capacidad de construirnos en libertad. Comprender es el paso necesario para ser en devenir, frente a los esencialismos, las identidades estáticas, los “mercados”, las verdades “evidentes”…

A modo de obertura y siguiendo el resto en forma de attacca, esto es conectando los movimientos unos con otros sin solución de continuidad propongo la siguiente reflexión del maestro Emilio Lledó en una Conferencia de 2007 en torno a El lenguaje de la identidad: “Porque la vida no es solo realidad, sino también posibilidad. Vivimos, tenemos que vivir en el mundo de la posibilidad. Y el concepto que hace pareja con  esa posibilidad es la libertad. Tenemos que tener libertad, que es una palabra tan utilizada que se ha deteriorado, se ha satinado, se ha vuelto escurridiza. ¿Qué quiere decir “libertad”? Libertad es posibilidad: que la mente, que las neuronas, lo que físicamente está en nuestro cerebro, fluyan. Porque, de lo contrario, se pueden agrumar, y ese grumo tiene algo de pegajoso y viscoso que nos convierte en fanáticos, en seres irracionales y agresivos”

“Porque somos exclusivamente lenguaje. Lenguaje y tiempo” Emilio Lledó.

Attacca

“Cada vez sé mejor que el único conocimiento que vale es el que se nutre de incertidumbre y que el único pensamiento que vive es aquél que se mantiene a la temperatura de su propia destrucción” (E. Morin)

“Pues es en verdad la costumbre, violenta y traidora maestra de escuela. Poco a poco, a la chita callando, nos pone encima la bota de su autoridad” (M. de Montaigne)

“Hay algunos parlamentos que, cuando han de acoger algún miembro nuevo, lo examinan únicamente en lo que a ciencia se refiere, otros añaden a esto la prueba del buen sentido, haciéndole juzgar sobre alguna causa” (M. de Montaigne)

“De buen grado vuelvo a esa idea de la inepcia de nuestra educación. Ha tenido como fin hacernos, no buenos y sensatos, sino cultos: lo ha conseguido. No nos ha enseñado a perseguir y abrazar la virtud y la prudencia, sino que nos ha grabado su derivación y etimología” (M. de Montaigne)

“Dicen bien los que dicen que un hombre cabal es un hombre mezclado” (M. de Montaigne)

“! Qué ocurriría si para tener la libertad no se hace más que desearla, si no se tiene necesidad más que de un simple querer!” (E. de La Boëtie)

“Todo lo sensible en mi sufre y se encuentra en prisiones: pero mi querer viene siempre a mí como mi liberador y portador de alegría. El querer hace libres: esta es la verdadera doctrina acerca de la voluntad y la libertad – así os lo enseña Zarathustra” (F. Nietzsche)

“Lo que la plebe aprendió en otro tiempo a creer sin razones, ¿quién podría – destruírselo mediante razones?” (F. Nietzsche)

“En primer lugar, no estamos en democracia, vivimos en regímenes de oligarquía liberal; en segundo lugar no veo por qué se podría afirmar que la vulgaridad sería la pendiente fatal de la democracia. La vulgaridad contemporánea es el efecto de la mercantilización general…” (C. Castoriadis)

“El mercado occidental moderno es la máscara del monopolio…El problema del mercado, en mi opinión está vinculado con un problema de orden moral y político. La incapacidad de las sociedades modernas para crear un verdadero mercado, en el sentido de la libertad de los consumidores y no en el de la rivalidad entre monopolios, es un aspecto del problema general…” (C. Castoriadis)

“La idea de la libertad absoluta del mercado es un mito… Necesitamos encontrar métodos que humanicen al mercado; de lo contrario, nos devorará y devorará al planeta” (O. Paz)

“La democracia es una convivencia no solo de personas sino de ideas, religiones y filosofías…La democracia no es un absoluto ni un proyecto sobre el futuro: es un método de convivencia civilizada” (O. Paz)

“Si se hubiera de definir la democracia podría hacerse diciendo que es la sociedad en la cual no solo es permitido, sino exigido, el ser persona” (M. Zambrano)

“El proyecto democrático es el esfuerzo, aún incumplido, de encarnar en las instituciones, tanto como sea posible, la autonomía individual y social. En otros términos, va a la par de la emergencia y de la afirmación de la capacidad de la sociedad para cuestionar sus instituciones y para cambiarlas. En términos filosóficos, la democracia es el régimen de la reflexividad…” (C. Castoriadis)

“La autonomía, el autogobierno, es el control de lo que puede ser controlado, la decisión colectiva, el hecho de desprenderse del poder cuya legitimidad no se reconoce, de reconocer que es la sociedad misma la que crea sus leyes, que tenemos que decidir sobre lo que tenemos que hacer – pero sabiendo precisamente que vivimos sobre el Caos, sobre el Abismo, que además nosotros mismos somos Caos y Abismo…” (C. Castoriadis)

“Una democracia es más que una forma de gobierno; es primariamente un modo de vivir asociado, de experiencia comunicada juntamente. La extensión en el espacio del número de individuos que participan en un interés, de modo que cada uno ha de referir su propia acción a la de los demás y considerar la acción de los demás para dar pauta y dirección a la propia, equivale a la supresión de aquellas barreras de clase, raza y territorio nacional que impiden que el hombre perciba la plena significación de su actividad” (J. Dewey)

“Las dificultades sociales  no son hoy políticas, sino sobre todo morales, de manera que su solución posible depende realmente de las opiniones y de las costumbres mucho más que de las instituciones…” (A. Comte)

“En donde quiera que hay una clase dominante, una gran parte de la moralidad del país emana de sus intereses y de sus sentimientos de clase superior” (J. S. Mill)

“Las ideas de la clase dominante son, en cada época, las ideas dominantes; es decir: la clase que es la fuerza material dominante, es, al mismo tiempo, la fuerza intelectual dominante. La clase que controla los medios de producción material controla al mismo tiempo los medios de producción mental; por consiguiente las ideas de los que no disponen de los medios de producción mental están, por lo general, sometidas a las de la clase dominante. Las ideas dominantes no son más que la expresión ideal de las relaciones materiales dominantes, aprehendidas como ideas…” (K. Marx)

“¿Y si solo fuera, en realidad, la puesta en práctica de una utopía, el neoliberalismo, convertida de ese modo en programa político, pero una utopía, que con la ayuda de la teoría económica en la que se ampara, llega a pensarse como la descripción científica de lo real?” (P. Bordieu)

“La Economía política parte del hecho de la propiedad privada, pero no la explica” (K. Marx)

“El problema es que decir también una verdad sobre un hecho determinado, como diría Marx, puede ser desviante porque olvida todo el cuadro” (G. Vattimo)

“Conocer es, en un bucle sin interrupción, separar para analizar y religar para sintetizar o complejizar. El predominio disciplinario, disyuntor, nos hace perder la aptitud para religar, la aptitud para contextualizar, es decir, para situar una información o un saber en su contexto natural” (E. Morin)

“En la política la diferencia de opiniones no se puede superar tomando a un científico que nos diga cómo son las cosas. Incluso los economistas no están de acuerdo: sólo acentuar un hecho más que otro quizá significa mandar a la ruina a Grecia o a Portugal. Por eso siempre existe un margen de libertad de interpretación, que se puede solo mediar con el consenso interpersonal, no con el ver objetivamente” (G. Vattimo)

“Pensar acertadamente -y saber que enseñar no es transferir conocimiento es en esencia pensar acertadamente- es una postura exigente, difícil, a veces penosa, que tenemos que asumir frente a los otros y con los otros, de cara al mundo y a los hechos, ante nosotros mismos. Es difícil, no porque pensar acertadamente sea una forma propia de pensar de los santos y de los ángeles a la cual nosotros aspirásemos de manera arrogante. Es difícil, entre otras cosas, por la vigilancia constante que tenemos que ejercer sobre nosotros mismos para evitar los simplismos, las facilidades, las incoherencias burdas…” (P. Freire)

“Hay momentos en la vida en los que la cuestión de saber si se puede pensar distinto de cómo se piensa y percibir distinto de cómo se ve es indispensable para seguir contemplando o reflexionando… Pero ¿qué es la filosofía hoy – quiero decir la actividad filosófica – sino el trabajo crítico del pensamiento sobre sí mismo? ¿Y si no consiste, en vez de legitimar lo que ya se sabe, en emprender el saber cómo y hasta donde sería posible pensar distinto?… El <<ensayo>> -que hay que entender como prueba modificadora de sí mismo en el juego de la verdad y no como apropiación simplificadora del otro con fines de comunicación- es el cuerpo vivo de la filosofía, si por lo menos esta es todavía hoy lo que fue, una <<ascesis>>, un ejercicio de sí, en el pensamiento” (M. Foucault)

Continuarán más entradas al collage: se trata de una unidad compleja: abierta, inclausurable, una unidad en la diversidad, como el ser…el devenir. Una fuga y un bucle.

Octubre de 2015

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.